Aspectos psicológicos de la obesidad: “Con la boca llena… no se habla”

El tratamiento de la obesidad se ha basado en dos pilares fundamentales: la reducción calórica y la incorporación de actividad física.

Sin duda, estos aspectos son fundamentales para lograr un descenso de peso, pero no debemos dejar de lado los aspectos psicosociales y culturales, ya que estos juegan un papel decisivo en el origen y mantenimiento de la obesidad.

La Lic. Viviana Lasagni, psicóloga bariátrica a cargo del sector de salud mental de Centro Quirúrgico de la Obesidad (CQO), refiere que no se han encontrado estructuras de personalidades propias de los sujetos que presentan esta patología, aunque mediante el rastreo bibliográfico y la experiencia profesional se podría decir que existen tantas obesidades como personas obesas.

La obesidad mórbida tiene causas psicológicas, pero también consecuencias psicológicas. Quien padece esta enfermedad se ve envuelto en un sinfín de dificultades como limitaciones en las actividades de la vida diaria, baja calidad y menos expectativa de vida… Pero por sobre todo, existe un gran sufrimiento interior que sólo sabe de él quien lo padece. Creer que la persona con obesidad es “feliz” es un mito.